¿Caja automática o mecánica?: estas son las diferencias
Para algunos manejar un carro de caja automática sería irrespetar a sus antepasados que condujeron siempre con mecánica: pisando el clutch y metiendo el cambio para la marcha. Foto: Ingimage

Para algunos manejar un carro de caja automática sería irrespetar a sus antepasados que condujeron siempre con mecánica: pisando el clutch y metiendo el cambio para la marcha.

Es un tema de gustos, de técnicas de manejo y de la misma agresividad con la que se tome el volante. Sin embargo, cada año los vehículos automáticos se ganan su espacio entre la clásica manera de conducir, por las ventajas que trae consigo.

La comodidad

La comodidad es indispensable al conducir. En ese tópico, la caja automática tiene un punto de ventaja contra la mecánica, ya que le permite a la persona concentrarse en el camino, olvidar pisar el embrague y estar con la mano siempre en la palanca de cambios.

“Además, reduce el error humano al mínimo pues los cambios son automáticos y no hay posibilidad de que la persona meta un cambio mal”, explica Ricardo Vásquez, ingeniero mecánico.

Puede leer:  💰 Las palabras clave de CPC más altas y los mejores nichos de Adsense [2020 y 2021]

Agrega que las automáticas traen otra ventaja: algunas son secuenciales, lo que le da la oportunidad al conductor de manejar su automóvil como si fuera mecánico, pero con las comodidades de la automatización.

A lo que se le suma la posibilidad de tener hasta 9 cambios, así el manejo de la potencia y del motor es mucho más eficiente.

“Hoy en día todavía se considera que los carros de caja automática son malos para ir en subida. Un mito que se quedó en la cabeza de los colombianos. Pero ahora con la tecnología y cajas de 6 velocidades o más no hay problema en calle empinada y hasta consumen menos combustible”, expresa Carlos Ovalle, ingeniero de Cesvi Colombia.

El control

Ahora bien, a pesar de que lo automático se impone cada vez más, la caja mecánica sigue siendo la predilecta.

Puede leer:  Las siete lecciones que debes conocer para emprender un negocio

¿Su ventaja? El control total de la marcha del auto, meter los cambios cuando se quiera y en los momentos que se crean necesarios.

Con cambios bajos para obtener la potencia del motor y altos para aumentar la velocidad del vehículos.

Además, “en caso de un daño o de una “varada”, el carro puede prenderse empujado, como se dice coloquialmente, cosa que en el carro automático no puede hacerse con facilidad, según explica en su blog Carlos Loaiza, ingeniero de Autosura.

Los expertos concuerdan en que la caja automática se está convirtiendo en una opción que a la larga podría trascender a la caja manual.

Sin embargo, el hecho de poder hacer el cambio y tener ese control sobre la transmisión del vehículo mantiene a la mecánica entre la más popular, sumado a los chistes que en ocasiones sufren los que manejan carros automáticos.

Puede leer:  Top 5: elementos que desaparecerán de los carros

La decisión de una u otra queda en el estilo de manejo del conductor.

Comentarios

Comentarios