Dicen que un tatuaje es la forma más extrema de demostrar el amor hacia una persona, porque una vez que la relación llega su fin se deben buscar alternativas para transformar la marca o simplemente borrarla.

Mozart La Para decidió tomar una de estas medidas, y se valió de su creatividad para transformar un tatuaje con el nombre de su exesposa y madre de su hija, por un cuervo.

Comentarios

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí